Cochabamba, Bolivia, Lunes 20 de marzo de 2017
Opinión
EN VUELO

Para no creer

VOTAR
  • Actualmente 0
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
RESULTADO
  • Actualmente 54.021739130435
Compartir
Por: CONSTANTINO KLARIC F. | 20/03/2017 | Ed. Imp.
Siempre mis notas son sobre temas aeronáuticos y esta no será la excepción. Pero lo que me ocurrió es algo que seguramente les pasa a todos los muchos o pocos que nos gusta estar con nuestros impuestos al día. Lo que relato en esta nota me ocurrió personalmente.

Soy de la teoría de que, si uno madruga, Dios le ayuda. Pero en este caso no fue así. Me dijeron que debía sacar certificados de narcóticos y de antecedentes al igual que todo funcionario del aeropuerto que debe entrar a las áreas restringidas. Esta me parece una disposición muy acertada por la seguridad en estos recintos.

Basándome en mi teoría, me fui entonces a las 7 de la mañana a efectuar los trámites, porque me informaron que en las oficinas donde debía hacerlos (Tránsito) trabajan desde esa hora. Primero, en la ruta que conecta con el aeropuerto, me enfrenté a rutas cerradas por la Alcaldía, con el consiguiente perjuicio para el tránsito vehicular. Por este motivo, muchos pasajeros pierden sus vuelos o demoran los mismos. Es un problema que nadie entiende, aunque SABSA ya presentó varias veces su reclamo a la Alcaldía.

Llegué a las 7.10 y grande fue mi sorpresa, pues efectivamente estaban los funcionarios. De entrada, me dijeron que para las gestiones debía depositar 25 bolivianos para cada una de ellas y sacarme una fotografía, pero sucede que el fotógrafo recién llegaba a las 8 de la mañana.

Salí entonces al Banco Unión a hacer los pagos a las 7:45. Le dije a la cajera que quería hacer un depósito de 50 bolivianos en dos cuentas, 25 en cada una de ellas. Ella estaba agarrando mi carnet de identidad, pero aun así, después de verlo varias veces, me preguntó mi nombre, con mal genio. Me extendió un solo recibo con un depósito de 50 bolivianos en una sola cuenta. Dijo que no me entendió. Tuvo que venir la supervisora y me dijo que no podían hacer nada para revertir el error, pues el depósito ya estaba hecho. Jódase, en una palabra.

Cuando regresé a Tránsito a las 8.10, me dijeron que el funcionario de recaudación que le debía desglosar el recibo llegaría recién a las 8.30. Les pregunté entonces para qué atienden desde temprano si varios funcionarios no están. Esperé hasta las 8.45 y no llegó. Entretanto, fui de nuevo al banco para, por si acaso, hacer nuevamente los depósitos de 25 bolivianos, perdiendo incluso los 50 que ya deposité. Demoré entonces horas y horas para un trámite que debía tomarme 10 minutos.


Tags: para, creer







Copyright © 2003-2017 Opinión. Todos los derechos reservados.